Servicios

El profesor F.A. Lascorz ha realizado durante 2015 un estudio sobre la presencia judía en Sobrarbe a lo largo de la Historia.

En la actualidad, estamos trabajando en la difusión de esta parte de nuestro patrimonio, -muy olvidado- y su proyección hacia el futuro como elemento de promoción cultural y turística.



El viernes 17 de junio el profesor Lascorz presenta su libro "Las comunidades judías en Sobrarbe" en el salón de plenos de Laspuña a las 19:30h.
Este libro, publicado el pasado mes de febrero por la Comarca de Sobrarbe, el Ayuntamiento de Aínsa-Sobrarbe y el Ayuntamiento de La Fueva, profundiza en la presencia de las comunidades judías en Sobrarbe a lo largo de la historia.

El actual territorio de la Comarca de Sobrarbe ha sido habitado por el ser humano desde la Prehistoria. Hasta el momento se conocían muchos de los pasajes que han marcado el devenir de este territorio histórico. Sin embargo, algunos otros, como el papel desempeñado por las comunidades judías, habían permanecido en el olvido.
En 2014, la Comarca de Sobrarbe, el Ayuntamiento de Aínsa-Sobrarbe y el Ayuntamiento de La Fueva, decidieron apoyar conjuntamente la investigación del profesor Francisco Andrés Lascorz Arcas, para profundizar en el conocimiento de la presencia judía en este territorio a lo largo de la historia.

Durante 2015, este investigador licenciado en Filología Hebrea y profesor de cultura hebrea, hebreo moderno y Judaísmo, realizó trabajo de campo, de documentación y de archivo.

A finales de año concluyó el trabajo "Las comunidades judías de Sobrarbe", que fue publicado en el mes de febrero de 2016 y que este viernes será presentado a las 19:30h en el saón de plenos de Laspuña. En él, realiza una mirada retrospectiva recomponiendo el relato del devenir de estas comunidades desde su origen: su convivencia con el Islam y con el Cristianismo, la organización de las aljamas, las juderías más importantes, la trágica cruzada de los "pastorelli" franceses, las conversiones forzosas, las actuaciones de la Inquisición, la disputa-adoctrinamiento de Tortosa o su expulsión, entre otras cuestiones. Además recoge datos sobre su vida cotidiana, sobre las relaciones que establecieron con otros agentes sociales y con los monarcas aragoneses y sobre los judíos sefardíes dispersos por el mundo cuyos antepasados, un día, tuvieron que partir de Sobrarbe.

En 2015, paralelamente, Jesús Cardiel (director del Museo Paleontológico de Sobrarbe) , halló dos restos arqueológicos relacionados con la presencia de las comunidades judías en este territorio. En concreto, se trata de un fragmento de piedra arenisca calcárea con ornamentación en una cara, grabada de forma sencilla, esquemática y rústica, que parece ser un fragmento de una lápida de sepultura, de los siglos XII a XIV. En posición central puede verse la representación esquemática de cinco de los brazos de un candelabro o menoráh. El tallo o tronco, recto y sin ornamentos, se acompaña de dos espirales levógiras, asociadas a la destrucción y la muerte.

La segunda pieza hallada por Jesús Cardiel es un fragmento de cerámica de cronología medieval con caracteres hebreos grabados. Según su descubridor, se trata de un tipo de cerámica diferente a otras elaboradas en la zona, con la peculiaridad de que carece de desgrasante.

Ambas piezas se hallan expuestas en el Museo Paleontológico de Sobrarbe y pueden ser visitadas en la localidad de Lamata.


A estos hallazgos se unen dos descubrimientos muy significativos realizados por el profesor Lascorz en la villa de Aínsa. El primero de ellos consiste en una inscripción hebrea grabada en una de las piedras que componen el paseo de ronda del castillo de Aínsa. Posiblemente, se trate de una piedra reutilizada en época moderna en la ampliación del castillo, que en su origen se ubicaba en alguna construcción o elemento de la comunidad judía de la villa.

El segundo, y más relevante, es el descubrimiento de un baño judío (mikvé) en el sótano de una de las casas que componían la antigua judería de Aínsa, junto al Portal de Abajo.

A primeros de mayo de 2015, el profesor Lascorz paseaba por la villa de Aínsa con el entonces alcalde, José Miguel Chéliz, y en la judería se detuvieron a hablar con una señora que les informó sobre una estructura muy antigua y extraña que se encontraba en el sótano de una de las casas y que, según creían, podía haber sido utilizada para almacenar hielo.

La visita de los restos, junto al propietario de la vivienda, desveló una estructura compuesta por dos cisternas y una cavidad rectangular, con forma de bañera, que se corresponde con las características de un mikvé.

Los mikvaot son los baños rituales en los que, a través de la inmersión, una persona obtiene la purificación o liberación de una impureza.

El mikvé para el baño ritual solía ser una pequeña piscina que contenía un mínimo de aproximadamente 480 litros de agua, no estancada o extraída artificialmente. Se utilizaba con el fin de purificar el cuerpo, sirviendo especialmente a las mujeres hasta una semana después del período menstrual. Éstas debían entrar al mikvé limpias, desnudas y de pie, tres veces. Las judías impuras no podían cocinar, ni ser tocadas.

También se utilizaba para purificar utensilios, para que las mujeres se purificaran antes del matrimonio y después del parto, los conversos al judaísmo después de la circuncisión y los judíos en las grandes fiestas religiosas.

Las dimensiones de la cisterna de Aínsa permiten almacenar más de 2.500 litros de agua de lluvia y el mikvé aproximadamente 1.000 litros de agua. Cumple así los requisitos mínimos para los mikvaot (contener un mínimo de 40 seá, es decir, 480 litros de agua).

El mikvé de Aínsa tiene en su interior dos escalones que permiten descender y ascender, es irregular, tiene una profundidad de aproximadamente 1'50 metros, 1'28 metros de longitud y 0'80 metros de anchura.

Afortunadamente, en la reciente restauración de la vivienda, los propietarios decidieron respetar estas extrañas estructuras que fueron descubiertas después del desescombro del sótano, aunque en ese momento desconocieran la relevancia de su naturaleza.

Una vez realizada la investigación por el profesor Lascorz, la Comarca de Sobrarbe y el Ayuntamiento de Aínsa-Sobrarbe comenzaron a realizar actuaciones para la difusión de este patrimonio entre la población local y los turistas reales y potenciales.

En primer lugar, en enero de 2016 la Comarca editó el folleto turístico Patrimonio Hebreo de Sobrarbe siguiendo la línea de la colección compuesta por otros títulos como Descubre Sobrarbe, El Románico de Sobrarbe, Real Monasterio de San Victorián, Arte Rupestre Patrimonio Mundial de Sobrarbe, Descubre el Geoparque de Sobrarbe, Pirineos Monte Perdido Patrimonio Mundial, etc.

El folleto Patrimonio Hebreo en Sobrarbe se edita en español, hebreo, francés e inglés y recoge algunos de los datos más significativos descubiertos por el profesor Lascorz. Además, se propone a los visitantes interesados en el patrimonio hebreo una ruta por los enclaves de Sobrarbe relacionados con la presencia de las comunidades judías a lo largo de la historia: yacimiento arqueológico de la Aljama de Monclús (sumergido parcialmente bajo el pantano de Mediano), Villa medieval de Aínsa y Mikvé ubicado en la antigua judería de la villa, o el Museo Paleontológico de Sobrarbe, entre otros.

Este folleto fue ampliamente distribuido entre el público israelí que asistió a la International Mediterranean Tourism Market, la feria de turismo más importante de Israel que tuvo lugar los días 9 y 10 de febrero en Tel Aviv. Hasta allí se desplazó una representación de TuHuesca, para difundir la oferta turística y las amplias posibilidades que ofrece la provincia de Huesca a las personas que nos visitan, y contactar con diversos agentes y touroperadoras.

Además, toda la información sobre Patrimonio Hebreo en Sobrarbe está disponible para los internautas a través de la web www.turismosobrarbe.com.

El pasado mes de marzo, además, tuvo lugar el I Seminario sobre Turismo Hebreo en el Pirineo Aragonés, organizado por la Asociación Empresarial Turística de Sobrarbe y financiado por la Comarca de Sobrarbe y el Ayuntamiento de Aínsa-Sobrarbe.

El libro "Las comunidades judías en Sobrarbe" supone la materialización en papel de la investigación realizada por el profesor Lascorz durante 2015 y puede adquirirse por el precio de 10€.



^   Arriba  ^  Top  ^

Comarca de Sobrarbe

P2200135H
Av. Ordesa 79. 22340 Boltaña
Huesca (Es)

Tel: (+34) 974 518 024

Valid CSS!